Google el primer accidente de un coche sin conductor

Publicado: agosto 8, 2011 en Uncategorized

Estamos acostumbrados a que durante los últimos años no hayan parado de aparecer sistemas de ayudas a la conducción: Faros adaptativos, sensores de lluvia, sensores de luminosidad, de aparcamiento… incluso algunos que van más allá como aquellos que detectan si nos estamos durmiendo, si cambiamos de carril sin darnos cuenta o que incluso frenan por nosotros. Pero Google nos sorprendió a finales de 2010 por ir un paso por delante de todos esos sensores y crear el mayor automatismo que podríamos ver en un coche: un coche que conduce solo.
Sentarse en el coche indicar el punto al que queremos dirigirnos y dejar que Google nos lleve, guiado por sensores, cámaras de vídeo y tecnología láser, esa es la idea que Google llevaba poniendo en práctica desde hace unos meses. Google utilizó esta tecnología para crear una flota de Toyota Prius capaces de circular de manera autónoma bajo el pretexto de mejorar la seguridad haciendo los coches elementos intercomunicados y mejorar también la fluidez de la circulación.
Pero uno de los cometidos de estos coches, evitar accidentes, ha fallado en esta ocasión y lo que podría parecer un simple accidente de dos Prius, uno de esos toques tontos en los que la única víctima son los paragolpes, podría convertirse, en cierto modo, en un hecho histórico para la automoción ya que es la primera vez que trasciende un accidente de estos vehículos autónomos.
Según informa Jalopnik, la web que ha filtrado la foto, el incidente se ha producido en Mountain View, California, donde se encuentra la sede de la compañía y  donde se están probando estos vehículos. Como podemos ver, el coche de Google, reconocible por la cámara que lleva en su parte superior, ha colisionado con otro Prius y este a su vez podría haber colisionado con un Honda Accord según la NBC.
Google no ha tardado en desmentir los hechos declarando a Business Insider que el vehículo justo en ese momento se encontraba en modo manual, es decir, una persona conducía el Prius como si de cualquier otro Prius normal se tratase. Pero resulta cuanto menos curioso encontrarnos con uno de estos coches accidentado y no se puede confirmar que el vehículo estuviera en modo manual o automático. es normal que Google intenté justificar la conducción manual del Prius para salvar la imagen de su tecnología.
Google cuenta con siete coches con esta tecnología, seis Toyota Prius y un Audi TT. El mecanismo de este sistema consiste en una cámara y tres radares frontales, un radar en la parte trasera, un sensor rotatorio en el techo y un GPS de alta precisión. Todo este equipo escanea el entorno creando un mapa virtual de la zona detectando luces y señales de tráfico, pero como ya se informó cuando los Google’s cars se convirtieron en noticia, durante las pruebas, los ‘’no-conductores’’ tuvieron que realizar ciertas correcciones en determinadas situaciones. Puede que en esta ocasión la persona que iba a bordo del Prius de Google no corrigiera a tiempo un posible fallo del sistema.
Son los primeros pasos de esta tecnología y es lógico que nos encontremos con fallos como este. Google puede que este poniendo en práctica lo que será el futuro de la automoción, nos guste o no, no sabemos si en un futuro nuestras autopistas estarán llenas de coches autónomos y Google será entonces el pionero. Pero ser pionero en algo también tiene sus inconvenientes y en este caso Google será también historia por ser el primero en provocar un accidente de este tipo.
Fuente: Jalopnik
 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s